martes, 20 de marzo de 2007

La educación, asignatura pendiente que resolverá el PP de Gijón

El PP defenderá, como uno de los pilares de su campaña electoral, la libre elección de centro educativo para todos los padres de la ciudad. Y eso se extenderá al ciclo de los más pequeños, el de 0 a 3 años. Por eso, se ha comprometido a ampliar el número de plazas que ofrecen las guarderías públicas (aunque eso es decisión del Principado) pero, para aquellos que decidan llevar a sus hijos a escuelas infantiles privadas, habrá ayuda económica. Exactamente, un cheque mensual de 200 euros. El gasto, dijo la presidenta del PP en Gijón y candidata a la Alcaldía, Pilar Fernández Pardo, «es asumible» para el Ayuntamiento. Las ayudas llegarían a unos 1.500 niños.


Esta es una de las medidas más novedosas que los populares llevarán en su programa electoral en el área de educación. Ayer las presentaron todas, en un acto que contó con la presencia de representantes de colectivos de padres de alumnos y orientadores escolares, entre otros. Al frente de la explicación: además de la propia Pardo, el concejal Manuel Pecharromán y el profesor y militante del PP Gabriel Díaz. Y entre todas las propuestas, varios objetivos básicos: la ya comentada libertad de elección, la mejora en la calidad de la enseñanza, algo que podría pasar, incluso, por procesos de certificación de calidad de los centros; el aumento de la seguridad en los colegios, la potenciación de la enseñanza de idiomas y el apoyo a la formación musical.


'Bocadillo escolar'


Pero no sólo se habló de filosofía, sino también de cuestiones concretas. Como de los controles de la comida que se ofrece en los centros, o de la posibilidad de poner en marcha el programa de 'bocadillo escolar': una suerte de convenios con empresas de alimentación, para que los centros y las familias que así lo deseen puedan adquirir «minibolsas con la alimentación adecuada para media mañana», explicó Gabriel Díaz.



De la alimentación, a la conciliación de la vida familiar con la profesional, gracias, entre otras cosas, al programa de vacaciones escolares. El programa electoral del PP incluirá también algunas medidas que los populares han propuesto en varias ocasiones al equipo de gobierno. Es el caso de la creación de la figura del agente tutor, esto es, policías especializados en cuestiones de menores. Pero los populares no sólo hablaron de seguridad en las aulas, sino también en los propios edificios. Por eso, plantean la necesidad de remodelar ciertos colegios e incluso construirlos de nuevo, como el Campoamor o «cualquiera de los más antiguos de la ciudad». Por lo tanto, más seguridad en las aulas y en los propios edificios, pero también escolares más seguros, porque el PP afirma que, de alcanzar la Alcaldía en mayo, promoverá planes de formación de emergencias, algo que se coordinaría junto con su ya anunciada y presentada Concejalía de Salud.


Pero, sin duda, dos de sus principales propuestas tienen que ver con la formación musical y la de idiomas. Respecto a la primera, el PP propone crear una escuela en la Banda de Música de Gijón y otra de música tradicional, trasladar de nuevo el conservatorio al centro de la ciudad y conceder becas de excelencia para los músicos gijoneses que tengan que completar sus estudios fuera de la región e incluso del país.



Y en cuanto a los idiomas, Pecharromán habló de una nueva Escuela de Idiomas en la zona centro o este, así como de aumentar el número de centros bilingües. Las propuestas llegaron también hasta la Formación Profesional y las enseñanzas universitarias, como completar las becas Erasmus o similares con una asignación municipal. E incluso la creación de una Universidad para mayores, como ya existe en muchas otras ciudades.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Un programa serio. ¡qué propuestas tan buenas!
Como madre me alegro de tener una futura alcaldesa con esa sensibilidad.
No quiero extenderme, pero la seguridad de nuestros hijos es tan importante, es tan poco aparente, que quizá no la percibimos como un logro y es, en mi opinión, una de las facetas primordiales de los Centros de Enseñanza.
Anda, que el bocadillo, es genial.
Me alegra Pilar que alguien se preocupe porque nuestros peques tengan su pan del día a media mañana, porque las madres ya no abarcamos a salir a por el pan a las ocho de la mañana.
¡Enhorabuena! Este programa no pasará desapercibido.
Gala

Anónimo dijo...

Y que razón tiene nuestra próxima alcaldesa al abordar este tema tan importante en nuestras vidas como progenitores preocupados por el bienestar y la educación de nuestros hijos y nietos. Muchas gracias Pilar y ¡adelante!. Gijón te espera con los brazos abiertos pero también te va a exigir. ¡No nos defraudes! AM

Anónimo dijo...

Estoy un poco confuso, así que me gustaría que me aclararan algo. Libre elección de Centro para todos los padres (imagino que para madres también) significa que podremos escoger a que colegio irán nuestros/as hijos e hijas. Y si todos /as queremos ir al mismo. ¿Cómo vamos a hacer? O es que se trata de prometer por prometer.

Xermanu dijo...

Si todos/as estuviéramos tan tontos/as para estar constantemente distinguiendo los genéros, nos volveríamos todos/as locos/as y no podríamos ni hablar ni escribir ni entendernos.

El/la que no entiende el género masculino como válido para hombres y mujeres al referirse a "padres" como aqui lo hace Pilar, está claro que tiene algún tipo de complejo.

La igualdad de género no se refleja en esas tonterías. Cuando la tasa de paro femenino no supere desorbitadamente a la masculina, cuando la violencia de género desaparezca, etc, entonces, y sólo entonces, hablaremos de igualdad. TODOS.